sábado, 9 de junio de 2012



De Días de Angeles (La calabaza)


"Nuestro color favorito era el de un empalagoso postre de jalea por el que nos colábamos, a lengüetazos, en el pasado. Investigamos, junto a una verja herrumbrosa, el paradero de los hombres pájaro.

Queríamos que nuestros deseos subieran por los cielos hasta llegar a esa altura desde la que la precipitación deja de ser posible, esa altura a la que ni siquiera los ángeles aceptan volar..."

No hay comentarios:

Publicar un comentario